PP y C’s se oponen, de nuevo, a una propuesta “sólida” para “reiniciar e impulsar la actividad económica”

 

El portavoz del Grupo Parlamentario Socialista en las Cortes de Castilla y León, Luis Tudanca, propuso hoy en el Pleno un Plan de ayudas para autónomos y pequeñas y medianas empresas (pymes) por importe de 80 millones de euros y para que su puesta en vigor se realice en un plazo de un mes porque las familias “no pueden esperar más”.

En la segunda sesión del Pleno, Tudanca tomó la palabra para defender a esos negocios familiares “que construyen barrios y ciudades” y que “han dado mucho a nuestra tierra”. Por eso, señaló que “cuanto más decisiva sea la actuación de la Junta, menos sufrirán las familias” por lo que instó a la Cámara a respaldar la propuesta socialista ya que todas las comunidades autónomas han aplicado medidas similares “menos Castilla y León”.

Puso como ejemplo Castilla-La Mancha, una comunidad autónoma con índices sociales, económicos y demográficos muy similares a Castilla y León. “¿Si ellos han sido capaces de ayudar, por qué nosotros no?”, se preguntó Tudanca.

El líder socialista defendió la propuesta “para mantener la actividad económica” y para que “Castilla y León tenga un mejor futuro”. En definitiva, “debemos luchar para que nuestra tierra tenga un presente y un futuro”.

Sin embargo, y a pesar de que Tudanca expresó su actitud de llegar a un acuerdo, PP y C’s rechazaron la puesta en marcha de este Plan. Las críticas de la derecha fueron contestadas enseguida por el líder socialista: “¿Cómo pueden decir que el Gobierno no haya hecho nada por los autónomos cuando por primera vez en la historia los autónomos han recibido prestaciones y, en el caso, de Castilla y León, esas prestaciones han llegado a 198 millones y las de la Junta, cero?, sostuvo Tudanca. “¿Cómo pueden decir eso cuando hoy el Gobierno entrega 350 millones a la Junta para que hagan lo que no son capaces de hacer?”, añadió.

 

 

Valladolid, 22 de julio de 2020